Protestas del magisterio han aumentado estas semanas en Michoacán; exigen pago de bonos atrasados

por Pok

El conflicto entre los maestros michoacanos y el gobierno de Silvano Aureoles fue subiendo de tono hasta que en la última semana, los profesores intensificaron el tono de las protestas al incendiar tres camiones de empresas privadas para exigir el pago de bonos atrasados y la liberación de más de 50 detenidos en protestas durante esta semana.

Asimismo, el gobierno de Michoacán liberó las instalaciones de la Secretaría de Eduación estatal que habían sido tomadas el 8 de enero pasado, durante un operativo en el que fueron detenidos ocho manifestantes, entre los cuales estaba Alejandro Echevarría, quien fuera uno de los líderes más visibles del paro estudiantil de 1999 en la UNAM que defendió la gratuidad de la educación pública ante el intento de cobrar cuotas en la Máxima Casa de Estudios del país.

La detención del Mosh cobró notoriedad en redes sociales y distintos medios de comunicación que hicieron eco de la noticia. Un asunto que fue utilizado por el PRD para descalificar las protestas del gremio magisterial ante supuestos vínculos entre Echevarría y Morena.

“Es evidente pues, que los maestros de la CNTE persiguen otros objetivos. Tenemos la certeza de que sus manifestaciones, muchas de éstas violentas, tienen su origen y motivación en un interés de carácter político, alejado de las banderas que dicen enarbolar”, señaló el gobierno de Michoacán en un comunicado.

Maestros de Michoacán hacen huir a la policia:

Mientras tanto, Víctor Manuel Zavala Hurtado, secretario general de la sección XVIII de la CNTE, se deslindó del Mosh y Morena.

“El gobierno del Estado está buscando desestabilizar la movilización está buscando desacreditar nuestras demandas”, expresó el dirigente al ser cuestionado por la detención de Echevarría. “Nos deslindamos de ese tipo de situaciones en las que nos quiere vincular el gobierno”, añadió.

Líderes de la sección XVIII de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación negaron que las protestas en Michoacán tengan fines electorales, como afirma el gobierno estatal. Un asunto que ha sido utilizado políticamente por el gobernador Silvano Aureoles y el expresidente Felipe Calderón para señalar supuestos vínculos entre las movilizaciones magisteriales con Morena y personajes como Alejandro Echevarría, mejor conocido como El Mosh.

A %d blogueros les gusta esto: